This web site use private and third party cookies to optimize your navigation, suit your preferences and perform analytical tasks. By continuing browsing accept our Cookies Policy.

Accept
23 September 2020

La vicepresidenta y ministra de Transición ecológica y Reto demográfico, Teresa Ribera, asegura en Deusto Business School que vivimos una revolución capital en las prioridades que la sociedad espera de las instituciones y las empresas

La vicepresidenta y ministra de Transición ecológica y Reto demográfico, Teresa Ribera protagonizó la apertura del curso en formación executive de Deusto Business School en Madrid con un discurso titulado "Una agenda verde para acelerar la recuperación económica". En su intervención quiso incidir en el gran desafío que tenemos frente a nosotros que pasa por encontrar los mecanismos para construir y compartir; para poder tener éxito en la transformación ecológica y digital, con cohesión social e igualdad de género. “Pensar en las oportunidades de lo verde, de lo social, asegurando un buen diálogo y entendimiento, va a ser absolutamente determinante”.

La vicepresidenta de Gobierno comenzó explicando que se encontraba en Deusto Business School, “una escuela de negocios que aspira a formar a los mejores profesionales para poder gestionar con responsabilidad y éxito económico y éxito social algo tan complicado como generar valor y generar empleo”. Y añadió que esto, que en algún momento se basaba en la toma de decisiones muy a corto plazo y mirando exclusivamente los balances trimestrales y la cuenta de resultados, está cambiando, “lleva tiempo haciéndolo, pero ahora se está acentuando ese cambio”, afirmó.

En su opinión, el capitalismo inclusivo, las empresas con alma, o con propósito es algo que se ha ido asentando en los consejos de administración o en las juntas de accionistas y pone de manifiesto que más allá de un simple capítulo colateral en la memoria ha pasado a formar parte de los objetivos fundamentales para medir el éxito, la perdurabilidad en el tiempo o la capacidad de anticipación de cualquier industria. Y advirtió que estos valores son fundamentales en la formación de los directivos: “Cualquiera de ellos que no entienda el mundo en el que le ha tocado vivir, difícilmente podrá aprovechar las oportunidades que tiene por delante”.

La vicepresidenta también opinó que estamos viviendo una revolución capital en las prioridades que la sociedad espera de las instituciones y de las empresas. “Esta situación que vivimos explica por qué es fundamental para las empresas conocer a qué responde cada una de las letras del acrónimo ESG (Environmental, Social y Governance) e invertir y planificar de forma sostenible, teniendo en cuenta los aspectos ambientales, sociales y de buen gobierno porque medir los riesgos desde el punto de vista ambiental y social son una variable importante y es un debate que está aquí para quedarse”, dijo.

Ribera asegura que la RSC se ha ido trasladando hacia los centros neurálgicos de decisión dentro de las empresas desde donde antes se analizaba. “De los tecnólogos o los académicos, a los evaluadores de riesgo y, por tanto, responsables del rating por el coste financiero que conlleva apostar por una u otra cosa. Y esto va a seguir siendo así y quien no lo entienda y no lo integre, no solo va a perder oportunidades, sino que se puede encontrar con problemas cada vez más serios”.

La vicepresidenta del Gobierno explicó que la interdependencia entre público y privado es muy importante y “a todos nos interesa que las sinergias funcionen en la buena dirección en procesos de transformación donde la variable ambiental admite poca contestación”.

Consideró que, para afrontar las crisis, la sanitaria, la económica y la social, necesitamos un enfoque multidisciplinar, una visión amplia que ofrece la Agenda 2030, los ODS, donde se habla de equidad y de justicia.

“Si de algo ha servido esta crisis que estamos viviendo es para recuperar la confianza en el proyecto europeo, juntos somos capaces de más y la Europa que queremos pasa por una Europa moderna, próspera, solidaria que es capaz de incorporar la vertiente social para acompañar esa transformación”, argumentó. “La Europa que queremos pasa por ser una Europa solidaria. Empezamos el año con un Green New Deal y a mitad de año nos encontramos con una Europa forzada a pensar en la siguiente generación de europeos”.

Teresa Ribera finalizó destacando que el gran desafío actual es encontrar los mecanismos de construir y compartir, la buena gobernanza y cogobernanza, para poder tener éxito en la transformación ecológica, digital, con cohesión social e igualdad de género. “Va a ser absolutamente determinante pensar en las oportunidades de lo verde, de lo social, asegurando un buen diálogo y entendimiento”.

El evento, celebrado con el apoyo de EY, se enmarca en las actividades de los Programas de Liderazgo en Emprendimiento Público y Corporativo (PLPE y PLCE), del seminario de Asuntos Públicos y Relaciones Gubernamentales y del Programa de Innovación en Ciberseguridad, que se imparten conjuntamente por Deusto Business School e ICADE Business School.

El decano de esta última escuela, José María Pérez Garrido, junto al director de Deusto Business School en Madrid, Iñaki Ortega y el director de Deusto Asuntos Globales, Juan Moscoso, fueron los encargados de dar la bienvenida a la vicepresidenta y a los asistentes al acto que, debido a las actuales circunstancias sanitarias se celebró de manera dual, presencial con un aforo reducido y a través del canal de Youtube de la Universidad de Deusto, donde se puede ver la grabación.